Cómo preparar un envío

Si has elegido el envío por mensajero, probablemente quieras saber cómo debes empaquetar tu prenda. 

Después de comprobar que tu prenda esté limpia y en buen estado, insértala en una funda para ropa o en su defecto embálala en un paquete inferior a 40cm x 35xm x 15cm. Si se trata de un vestido de novia, escoge una funda especial para ese tipo de vestidos, que suelen ser más voluminosas que las fundas de traje o en su defecto en una caja inferior a 60cm x 35cm x 25cm.

En el caso de que se trate de un complemento, puedes utilizar cualquier embalaje que no exceda de 40cm x 35xm x 15cm.